Noticias Destacadas
Inicio / *Importantes / El nacimiento de tu hijo

El nacimiento de tu hijo

Transcurridas las 40 semanas de espera, solam unas pocas horas te separan del tan ansiado momento del nacimiento de tu hijo. será la experiencia que marcará tu vida, que de seguro vivirás con una mezcla de miedo y felicidad.

Llegó la hora…. Vas rumbo al hospital con la"Un recién nacido es entregado en brazos de su madres maleta que tienes armada hace tanto tiempo, seguram le hayas querido avisar a tu madre o a alguna amiga. ¿Cuántas veces te visualizaste haciendo esto? ¿Y que ya estabas en la sala de parto? ¿Y cuándo lo tenías en tus brazos? experiencia que vas a vivir, es la más deseada pero seguram viene de la mano con muchas inseguridades y miedos; tranquila, los grandes avances en este campo de la medicina, no dan motivos para que sientas temor. Gracias a ésto y a los correctos cuidados al recién nacido, las posibles complicaciones están bajo control en la mayoría de los casos.

Los primeros síntomas

Alrededor de las 36 semanas, empiezan a aparecer determinados síntomas que avisan de que ya estás en los últimos tramos. Seguram aún falten 2 o 3 semanas para dar a luz, pero en tu interior ya están ocurriendo grandes cambios que lo harán posible. Así, guiado por las hormonas y por el poco espacio qstá teniendo, tu bebé pondrá su cabeza en erímetro superior de la pelvis y quedará encajado en ella. Esto será para ti un gran alivio, ya que al descender el útero, se reduce la presión qjercía sobre el estómago y los pulmones, y se respira mejor.

Por otro lado, hacen aparición más cantidad de calambres así como también la necesidad de orinar más seguido, y esto es causado por la cabeza del bebé más abajo. Es el momento de hacer las valijas y dentro de lo posible reposar y juntar fuerzas para el parto. En poco tiempo conocerás a tu hijo.

Nuevas señales cuando faltan pocos días

Los médicos lo llaman pródromos del parto. No suelen ocurrir en el mismo orden en todas las embarazadas ni con la misma intensidad, incluso la misma mujer puede tener señales de parto difers en distintos embarazos. A continuación, haremos un repaso de los signos de parto próximo más comunes.

  • Se mueve menos: La falta de espacio es cada vez más notoria y, sumado a que tiene la cabecita encajada en la pelvis, a tu bebé le cuesta mucho realizar cualquier tipo de movimiento. Lo seguís sintiendo pero mucho menos.
  • Contracciones más seguidas: Han estado pres durante todo el embarazo, pero ahora se hacen realm notorias, más seguidas e incluso, bastante incómodas. Esto se debe a que tu cuerpo segrega más cantidad de oxitocina (hormona encargada de activarlas). Las contracciones siguen siendo irregulares lo que indica que aún no llegó el momento del parto.
  • Pérdida del tapón mucoso: Durante todo el embarazo el tapón mucoso ha sellado tu útero. Su función es la de aislar el exterior del útero, por lo que no permite la entrada de ags infecciosos. Sucede que unos días u horas antes del parto, cuando el cuello del útero comienza a dilatarse, este tapón es expulsado. No te asustes porque veas algo de sangre, si bien es de color blanco tirando a rosado, presenta en ocasiones algunas vetas de sangre. Determinadas mujeres no lo ven porque lo expulsan directam en el hospital. Lo más importante es estar atenta a la pérdida del tapón mucoso, ya que, a partir de este momento, el útero deja de estar protegido.

¡Llegó el momento!

Son muchas madres que tienen miedo a no saber reconocer si es la verdadera hora del nacimiento. Sin embargo, cuando estés viviendo el momento, podrás comprobar qs muy sencillo darse cuenta de ql parto ha comenzado. A continuacióesta atención a estos dos síntomas que son la pauta de que debes ir al hospital:

  • Contracciones rítmicas: Como su nombre lo dice tienen un ritmo de aparición que las hace inconfundibles. Se repiten de forma regular y el tiempo que va entre una y otra, tiende a achicarse. Puedes notarlas cada 12 a 15 minutos y poco a poco con más frecuencia, hasta que aparezcan cada minuto. Si no estás en el hospital, es conveni que cuando tengas contracciones cada 5 minutos durante 1 hora, te dirijas ahí.
  • Rotura de la bolsa: La sensación es como si te estuvieras orinando. Es probable que además estéess las contracciones. Es necesario que mires el color de las aguas porque indican el estado de salud del bebé. Si es transpar, blanca o rosada, todo está bien. En caso de ql líquido sea de color amarillento a verdoso, es imperioso que te traslades rápidam al hospital porque puede existir pérdida de bienestar fetal. También hay que ver que no sea una rotura antes de tiempo.

Ingreso al hospital

Cuando llegues te va a atender una enfermera que realizará una exploración con la finalidad de descartar una falsa alarma. En caso de que no lo sea, te hará una serie de preguntas para informar de todo lo que consideres importante. Se puede dar el caso de que te hagan alguna prueba de último momento, como puede ser una ecografía para ver la posición exacta del bebé.

Ingresarás a una habitación para que puedas ordenar tus cosas y acomodarte en la misma. A continuación comienza la preparación para el parto donde realizan la limpieza de la zona genital, rasurado, enema, administración de suero para qstés hidratada u oxitocina para regular las contracciones.

Ahora sí, preparada para el gran momento… El parto no tiene horario. Las estadísticas dicen que para las primerizas es entre 8 a 14 horas y la mitad del tiempo para las demás. La primera fase de la dilatación es la más lenta y puedes tardar entre 7-8 horas en dilatar tan sólo un par de centímetros. Pero a partir de entonces el ritmo se dispara siendo las contracciones más eficaces y los centímetros avanzan rápido. La duración de un parto depende, además de la dilatación, como esté colocada la cabeza del bebé, de la dureza del cuello del útero, de la calidad de las contracciones uterinas, etc.

Concluida la fase de dilatación, ingresarás a la sala de parto, donde, tras pujar, tendrás finalm a tu bebé en brazos. Tu hijo tiene que atravesar el canal del parto, una travesía que le puede llevar minutos o hasta una hora. Como sea, ésta es la fase más rápida de todas. El útero concentra toda la fuerza de las contracciones en el fondo de su cavidad y las mismas son cada vez más largas e intensas. La presión de la cabeza hace que las ganas de empujar sean cada vez mayores. Es el momento de respirar como te han enseñado en los cursos y, cuando te digan que puedes empujar, hazlo tranquila.

En caso de ql parto se estanque por algún motivo, se recurre al fórceps. n instrumento en forma de tenaza y sirve para sujetar la cabeza del bebé y hacerle rotar o descender por el canal vaginal.

Ya llegó tu hijo… Sucio de líquido amniótico, sangre y vernix caseosa (sustancia grasienta). Te lo acercarán para vivir el mejor momento de tu vida. Ponlo sobre tu pecho y vive este instante. Mientras ocurre esto, la enfermera se encarga de cortar , secarlo, abrigarlo y lo lleva a su primer examen médico. Tú permanecerás un rato más hasta la expulsión de la placenta. El médico examina que no haya quedado ningún resto en el interior y te coserá la herida de la episiotomía. El parto terminó. Te llevarán a tu habitación para que puedas descansar y disfrutar de tu bebé, además de comenzar a adentrarte en el maravilloso mundo de la lactancia.

Gabriela Nari | Editora de Suhijo.com

Leer más artículos relacionados:

3 Comentarios

  1. I discovered your weblog web site on google and check a number of of your early posts. Continue to maintain up the incredibly wonderful operate. I just additional up your RSS feed to my MSN News Reader. Seeking forward to reading extra from you later on!

  2. Muy buen artículo

  3. I’m impressed, I must say. Really rarely do I encounter a blog that is both educative and entertaining, and let me tell you, you’ve hit the nail on the head.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top