Noticias Destacadas
Inicio / *Destacados / Los niños y las mascotas

Los niños y las mascotas

Todos los niños en algún momento de la vida, cialis piden a los padres una mascota. En ocasiones es difícil decir que si al niño, ya que si no se tienen determinadas comodidades en la casa o apartamento donde se vive, puede ser un tanto difícil la traída de un animalito a casa. Sin embargo, la misma alegra, enseña y hasta cura. Con los cuidados adecuados y la elección correcta, niños y mascotas pueden ser una dupla de éxito.

¿Sucedió que este año tu hijo le viene pidiendo insistentemente una mascota? ¿Se lo pidió a Papá Noel? ¿Y también a los Reyes Magos? Antes que nada es necesario que sepas que el beneficio principal que lo dicen las familias que tienen animales y los pediatras, es el compañerismo, ya que el animal despierta en el niño, determinadas estímulos: por ejemplo un bebé ejercita la motricidad fina al querer acariciar a un cachorro o estimula el caminar, porque seguramente va a querer ir detrás de su perro o gato.

Por otro lado, recientes estudios han demostrado "Niño con su perro"los beneficios de los animales en personas enfermas. Investigadores afirman que acariciar una mascota puede ayudar a las personas a reducir hasta por la mitad, la cantidad de analgésicos que precisan tomar. Científicos norteamericanos también habían afirmado que tener una mascota es ideal para reducir el estrés. Se comprobó que los dueños de estos animalitos, tenían la presión arterial más baja, en comparación con aquellas personas que no tenían mascotas. También se vio que la convivencia con estas, no causa alergias y hasta podría disminuir la incidencia del problema.

La mascota y sobre todo si es cachorro, hace también que el niño ejercite su autoridad en un mundo en que los adultos están dando órdenes a el niño; es una buena oportunidad para él de arbitrar y mandar sobre su mascota y por consiguiente, encauzar la rabia que pueda llegar a tener dentro, en caso de que sus padres sean muy autoritarios. También ayuda a que el niño se vuelva más responsable y disciplinados.

Perros, gatos, conejos, pájaros, tortugas, peces, hámsters… son figuras muy representativas para el mundo del niño. De hecho están presentes en las ilustraciones de los cuentos, en las cortinas, en dibujos en la lámpara, en el empapelado de su cuarto, en las películas de cine o en los dibujitos de la televisión. Esta relación es fomentada, creada e incentivada, ya que por encima de todas las cosas, les produce placer y bienestar. De hecho, estudios comprueban que el contacto con animales, activa ciertas áreas del cerebro relacionadas con las emociones. Permitir que un niño exprese sus emociones, es de vital importancia para su sano desarrollo emocional.

Expertos afirman que la convivencia diaria con mascotas, hacen que los niños crezcan más tranquilos y con mayor facilidad de hacer amistades nuevas. También se dice que aquellos niños que no les gustan los animales y además los tratan mal, tienen más chances de presentar problemas de conducta. De todo lo anteriormente expuesto, se llega a la conclusión de que la convivencia con mascotas estimula de forma positiva el desarrollo del niño. Seguramente y a partir de este artículo, es muy probable que los padres adquieran una mascota para su hijo, la próxima vez que la pida.

Gabriela Nari | Editora de Suhijo.com

Leer más artículos relacionados:

Un comentario

  1. Es más que importante que los niños tengan su perro o gato si lo piden. Es una manera de que pueda entender las responsabilidades desde pequeños.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top