Noticias Destacadas
Inicio / *Destacados / Vacuna anticoqueluche en niños

Vacuna anticoqueluche en niños

La vacuna anti-coqueluche (o tos convulsa) es una vacuna que se da generalm combinada (DTPa) y que protege contra tres enfermedades bacterianas que son: difteria, tétanos y tos convulsa. El mayor período de riesgo de un niño que contrae esta enfermedad, es antes de los tres meses de vida y esto es debido, a qs tan pequeño qs difícil que sepa manejar los accesos de tos que se presentan en dicha afección. Durante el segundo semestre de vida, si bien esta enfermedad sigue siendo factor de riesgo, el mismo es menor ya ql lactante al ser un poco más grandecito, enfrenta esta enfermedad de otra manera y, aunql niño esté alimentando con echo materno, puede contraer la tos convulsa de todas formas.

Es importante ql niño reciba dicha"niño recibiendo la vacuna anti-coqueluche" vacuna, recordando qs una manera de mejorar el inmunitario para prevenir la tos convulsa y como resultado final no va a resultar infectado o a lo sumo, tendrá una manifestación más leve de la enfermedad. Tanto los bebés como los niños constantem están expuestos a gérmenes provenis de otros adultos o niños y si bien los recién nacidos están parcialm protegidos por la transmisión a través de la placenta de su madre, esta protección natural desaparece al poco tiempo, siendo entonces que la vacunación adopta la forma de prevenir enfermedades.

Los profesionales de la salud coinciden en que esta vacuna deben recibirla todos los niños, siendo que se la pueden administrar a los bebés sin ningún tipo de problemas y además es una vacuna que se exige de mostrar en aquellos niños que ingresan al jardín de infantes, escuelas o clubes deportivos para realizar educación física o deportes. En caso de ql niño sea alérgico, el médico seguram determine que tiene que recibir la vacuna contra difteria y tétanos (DT) solam. Al recibir la DTPa, puede aparecer , vómitos, irritabilidad, y dolor en la zona donde se aplicó la vacuna. El uso de paracetamol o similar, ayuda a aliviar la sintomatología, además se puede aplicar una compresa húmeda y cali en la zona donde se aplicó la inyección, para aliviar el dolor. Si un niño al que se le dio la vacuna llora sin parar o presenta una fiebre superior a los 40°C, es conveni volver a acudir al médico.

Si se observa que un niño con tos convulsa ha estado en contacto con un lactante, es realm importante consultar con un médico para prevenir esta enfermedad, ya que todavía es posible interceptar el contagio mediante inyecciones de anticuerpos o, también a través de antibióticos. Los bebés afectados por tos convulsa en el primer semestre de vida, generalm tienen que ser hospitalizados para su tratamiento. Ojalá sean razones más que suficis, para poder contestar a los padres cuando se preguntan el por qué deben vacunar a su hijo.

Gabriela Nari | Editora de Suhijo.com

Leer más artículos relacionados:

Un comentario

  1. Very useful information. Hope to discover more content soon!

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*

Scroll To Top